press to zoom

press to zoom

press to zoom
1/2

"LAS MEDALLAS SE GANAN EN LOS ENTRENAMIENTO, EL DÍA DE LA COMPETENCIA VAS Y LAS RETIRAS" 

Luego de volver a pisar el podio en los 100 y 200 metros T35, uno de los grandes velocistas del atletismo adaptado en el mundo habló con La Licuadora Deportiva desde Londres: "mi capacidad mental me ayudó a lograr lo que logré en Río 2016 y en el Mundial". Charla a corazón abierto con un deportista superlativo.

#pARAaTLETISMO HERNÁN BARRETO

Ya es lunes en Londres. El Mundial de atletismo adaptado es historia. Argentina terminó con un saldo muy favorable: cinco medallas y la ratificación de que tiene a dos velocistas de de excelencia en Yanina Martínez y Hernán Barreto. Del otro lado del teléfono está el de Zárate, emocionado por haber mejorado lo hecho hace dos años en Doha. Contento por haber vuelvo a pisar el podio dos veces, igual que en los Paralímpicos de Río. 

 

"Hace dos años me quedé cerca de las medallas y ahora pude mejorar mi marca personal", sintentizó Barreto en La Licuadora Deportiva, que hizo un análisis de las pruebas que lo llevaron a colgarse una medalla de plata y otra de bornce. "Preparé muy bien la carrera de los 200 metros, que es mi favorita. En los 100 sabía que tenía que pelear desde el comienzo". Su éxito se basa en su preparación, pero también en la confianza que se tiene a la hora de la competencia. "Mi capacidad mental me ayudó a estar en Río, más allá de la lesión que tuve. Me puse a punto en 15 días"

 

Esa mentalidad especial, que siempre busca la excelencia, lo hace ya mirar al futuro. "Si bien gané dos medallas, con mi técnico no nos quedamos con eso y queremos ir por más. Se vienen años de mucho trabajo para poder llegar a Tokyo 2020 y poder cambiar el color de medalla", añoró Hernán, que contó con el apoyo, como siempre, de su pequeña hija a la distancia. "Ella sabe el empeño que le pongo. Sabe porqué la tengo que dejar y entiende el sacrificio".

 

En los 100 y 200 metros T35 no está sólo Barreto. Lo acompañan Diego González y Nicolás Aravena, los otros argentinos finalistas. Tincho, por ejemplo, logró su mejor marca en la prueba más rápida. Hernán, que entiende está entrando en la recta final de su campaña olímpica, los alienta a seguir mejorando: "estoy muy orgulloso del trabajo de mis compañeros. Lo importante es el compañerismo que tenemos".

 

Antes de la despedida, después de un día largo que comenzó para él cruzando la meta en el tercer lugar en los 100 metros, Barreto explicó su fórmula del éxito. "Las medallas se ganan día a día en los entrenamientos. El día de la competencia, vas y las retiras". Una frase que describe de cuerpo entero a este protagonista del deporte adaptado nacional. Un hombre para ver y escuchar. Un atleta que tiene claro su camino, lo recorre y busca seguir mejorando. Un doble medallista paralímpico y del mundo.

  • YouTube - White Circle
  • Facebook - White Circle
  • Twitter - White Circle
  • Instagram - White Circle
  • Google+ - White Circle